CAPITAL

Atrapó a los ladrones adentro de su casa y lo apuñalaron 11 veces

Ocurrió en una vivienda de Capital. Se trata de Pablo Aguilar quien hace un año perdió a su cuñada y sobrinos en la tragedia de Bermejo.
domingo, 12 de julio de 2015 · 10:25

Pablo Aguilar, ex rugbier y dueño de un gimnasio, pelea por su vida en una clínica privada de la provincia luego de haber sido apuñalado 11 veces. 

Es que Aguilar despertó este domingo cerca de las 2 de la madrugada al sentir ruidos en la parte baja de su domicilio ubicado en calle Sarmiento al 557, en Capital. 

El ex rugbier encontró en su vivienda a dos ladrones y se lanzó encima de uno de ellos. Mientras golpeaba al delincuente que pudo reducir, el otro sacó un cuchillo y lo apuñaló 11 veces. 

Luego de atacarlo, el sujeto y su socio escaparon y la policía aún no logra dar con él, ni con su secuaz. 

Así lo contó a Tiempo de San Juan un vecino del joven que fue el primero en auxiliarlo.

"Sentí que su esposa, Paula, pedía a gritos una ambulancia y salí. Cuando entré a su casa lo encontré tirado en el piso en medio del charco de sangre y me decía que se iba a morir", explicó el vecino que pidió reservar su identidad. 

El mismo amigo de Aguilar fue quien contó que hace 15 días ya habían sufrido un robo en el que delincuentes ingresaron por una ventana lateral y se llevaron dos televisores. Es más, es esa ventana por la que la policía cree que ingresaron nuevamente los ladrones. 

Según informaron los vecinos del joven, Aguilar, tiene comprometido un pulmón, un riñón y el bazo por lo que continuará internado en terapia intensiva. 

 

A UN AÑO DE LA TRAGEDIA DE BERMEJO

El ataque a Pablo Aguilar no es la primera tragedia por la que tiene que atravesar la familia. El hombre perdió hace exactamente un año a su cuñada y a dos sobrinitos en un accidente.

 Ana Yossa (41) y sus hijos pequeños hijos Santiago (6) y Ernestina (3) perdieron la vida el 11 de julio de 2014,  luego de embestir con su automóvil a un caballo, en la ruta 141, en Bermejo.

Federico Aguilar, hermano de Pablo fue el único sobreviviente del accidente. 

 

LA CALLE DEL VIOLENTO ROBO, ZONA LIBERADA

 

 La casa de Pablo Aguilar queda a escasos 50 metros de la Central de Policía y según contaron los vecinos a Tiempo de San Juan no es la primera vez que sufren robos violentos en la zona. 

 
 "Esto es una zona liberada, hasta las plantas te roban" comentó una de las vecinas quien aseguró que los robos son "todos los días". 

Según los propietarios de la zona hasta hace un mes y medio tuvieron custodia policial pero fue llevada dos cuadras más allá de donde ocurrió el violento robo a los Aguilar. 

 

13
9

Comentarios