Derrota de la derecha

Históricas elecciones en Chile: qué pasó con el primer gobernador de Coquimbo y los convencionales

El fin de semana los chilenos fueron a las urnas. En la IV Región, muy cercana para los sanjuaninos, votaron por primera vez para elegir al líder regional. Duro revés para Piñera.
lunes, 17 de mayo de 2021 · 10:42

En el marco de las elecciones constituyentes de Chile, los candidatos independientes sorprendieron este domingo al derrotar a la fuerza oficialista, por lo que serán mayoría para redactar la nueva Constitución del país limítrofe. También se eligieron por primera vez gobernadores regionales, y autoridades municipales. La contienda por el líder de la IV Región de Coquimbo tiene mucho que ver con San Juan porque el elegido será el interlocutor de Sergio Uñac en los temas de integración binacional, sobre todo en lo referente al proyecto del túnel de Agua Negra. Tras el recuento provisorio, habrá que esperar hasta junio para conocer a este coquimbano clave para los sanjuaninos, ya que ningún candidato alcanza el 40% para consagrarse en primera vuelta. 

Por otro lado, la coalición oficialista Vamos por Chile sufrió una dura derrota en la mega elección del país vecino. Obtuvo solo 21% de los votos para constituyentes y quedó lejos de la suma de los candidatos independientes que alcanzaron el 45% de los votos, con más del 76% de las mesas escrutadas. La oposición de izquierda y centroizquierda logró el 33%.

Con estos resultados oficiales del Servicio Electoral (Servel), de los 155 convencionales constituyentes, 48 serían independientes, mientras que la oposición lograría 52, el oficialismo 38 y los pueblos originarios se dividen los 17 escaños que estaban reservados para ellos.

Esto representa una dura derrota para los candidatos identificados con el Gobierno de Sebastián Piñera, pero también para todos los partidos políticos ya que los independientes son los grandes ganadores del día. La oposición, sin embargo, obtiene más de un tercio: 53 constituyentes. Pero estará dividida entre los 27 de la izquierda y los 25 de la centro-izquierda, nucleada en la antigua Concertación.

El presidente Sebastián Piñera habló tras los resultados de la doble jornada electoral. Si bien aseguró que se trató de una jornada histórica, sobre todo por la elección de constituyentes, reconoció que “en estas elecciones la ciudadanía nos ha enviado un claro y fuerte mensaje al Gobierno y también a todas las fuerzas políticas tradicionales”.
 

Los números confirman el descontento hacia la clase política que se hizo visible con el estallido social de octubre de 2019, el mismo que forzó al Gobierno de Piñera a llamar al plebiscito del año pasado que permitió iniciar el proceso que finalmente terminará con la redacción de una nueva Constitución que reemplace a la de la dictadura de Augusto Pinochet.

El número final de convencionales constituyentes deberá esperar hasta que finalice el conteo en cada uno de los 28 distritos ya que la asignación de los escaños dependerá, no solo de los votos, sino de que se cumpla también con la condición de paridad entre mujeres y hombres exigida.

En Chile se utiliza el sistema D'Hondt para los candidatos a constituyentes, que consiste en un método matemático de carácter proporcional, que busca fortalecer la representatividad en los delegados a escoger.

Los constituyentes tendrán la tarea de redactar una nueva Constitución en un lapso máximo de 12 meses y cada norma debatida deberá contar con una aprobación de los dos tercios.

Si se mantienen estas proporciones, la derecha y la centroderecha no tendrán poder de veto en los artículos que contenga la nueva constitución ya que no llegan a ganar un tercio de los convencionales constituyentes. La oposición de izquierda y centro-izquierda, en cambio, sí llegarían a conseguir poder de veto, pero no los dos tercios necesarios para imponer sus cambios sin una negociación.

Todo indica, entonces, que los 12 meses de debate de la Convención Constituyentes serán de mucha tensión y negociación, un proceso difícil que, además, deberá ser sometido al final a un llamado "plebiscito de salida", en el que los chilenos votarán nuevamente si aprueba o rechazan la Carta Magna en las urnas.

De ganar la opción 'Apruebo' en el plebiscito, la nueva Carta Magna será aprobada en el Congreso. Si sucede lo contrario, quedará vigente el texto actual, que data de 1980, escrito durante la dictadura cívico militar de Augusto Pinochet (1973-1990).

Aunque el escrutinio es aún incipiente en las otras elecciones de gobernadores y autoridades municipales, los pronósticos indican que el oficialismo de Piñera también sufrirá una dura derrota, especialmente en el nuevo mapa compuesto por los gobernadores de todo el país.

La elección estuvo marcada por una participación baja, algo que no se esperaba debido a la importancia del evento electoral. Esto lo refleja, por ejemplo, el 20,4% que participó el primer día, el sábado.

Esta elección es histórica ya que fueron desdobladas a dos días, con dos objetivos principales, el primero, promover la participación electoral de los ciudadanos, y segundo, evitar las aglomeraciones debido a la pandemia de coronavirus.

El intendente de Coquimbo, a definir

Hasta ahora, las regiones chilenas que son como las provincias argentinas, son conducidas por los intendentes regionales que no son elegidos por el pueblo sino puestos a dedo por el presidente de turno. En esta contienda, los chilenos votaron por primera vez a esta autoridad, que cobró el nombre de gobernador regional. En el caso de la IV Región de Coquimbo, se presentaron cuatro aspirantes al nuevo cargo de gobernador regional, que son Ricardo Cifuentes, (Democracia Cristiana, pacto Unión Constituyente), Krist Naranjo (independiente por el pacto Ecologistas e independientes), Marco Antonio Sulantay (candidato UDI por Chile Vamos) y Javier Vega (militante del Partido Comunista, pacto Chile Digno). 

Con un 43,07% de los votos escrutados provisoriamente, se definió una segunda vuelta entre Krist Naranjo (27,36%) y Marco Antonio Sulantay (26%), que se prevé para el domingo 13 de junio.

Salvo en Valparaíso donde ganó el candidato independiente Rodrigo Mundaca (43,67%); en la Región de Aysén donde triunfó Andrea Macías del PS (48,72%) y la Región de Magallanes donde se consagró el independiente Jorge Flies (42,12%), en las 13 regiones restantes, incluyendo Coquimbo, los aspirantes se verán las caras el mes que viene. 

Estos son todos los ballotages por el cargo de gobernador regional a dirimirse: 

-Región de Arica y Parinacota (97,99% de mesas escrutadas)

Enrique Lee (IND) (31,57%)

Jorge Díaz (PDC) (27,18%)

-Región de Tarapacá (97,38%)

José Miguel Carvajal (COMUNES) (28,64%)

Marco Antonio Pérez (IND) (25,53%)

-Región de Antofagasta (98,09%)

Ricardo Díaz (IND) (39,53%)

Marco Antonio Díaz (RN) (21,60%)

-Región de Atacama (99,74%)

Carlo Pezo Correa (IND) (30,20%)

Miguel Vargas Correa (IND) (23,71%)

-Región de Coquimbo (43,07%)

Krist Naranjo (IND) (27,36%)

Marco Antonio Sulantay (UDI) (26%)

-Región Metropolitana (96,82%)

Claudio Orrego (PDC) (25,42%)

Karina Oliva (COMUNES) (23,36%)

-Región de O'Higgins (99,74%)

Pablo Silva (PS) (24,30%)

Eduardo Cornejo(UDI) (22,35%)

-Región de Maule (100%)

Cristina Bravo (PDC) (28,30%)

Francisco Pulgar (IND) (23,93%)

-Región de Ñuble (100%)

Oscar Crisostomo (PS) (31,25%)

Jezer Sepúlveda (UDI) (27,04%)

-Región del Biobío (99,55%)

Rodrigo Díaz (IND) (27,49%)

Flor Weisse (UDI) (19,37%)

-Región de La Araucanía (100%)

Eugenio Tuma (PPD) (30,29%)

Luciano Rivas (IND) (19,96%)

-Región de Los Ríos (100%)

María José Gatica (RN) (36,84%)

Luis Cuvertino (PS) (32,53%)

-Región de Los Lagos (99,83%)

Patricio Vallespin (PDC) (36,43%)

Ricardo Kuschel (RN) (25,77%)

La figura del gobernador vendrá a reemplazar a la del actual intendente, cargo que en Coquimbo actualmente ocupa Pablo Herman, quien fue designado por el Presidente de la República, luego de la renuncia al cargo de Lucía Pinto tras el escándalo del Papaya Gate.

(Con información de BAE Negocios y Tele13 Chile).

 

 


 

Comentarios