novedades

AFIP rehabilita la opción para ahorrar en dólares

Hace pocos días, había eliminado la opción de “atesoramiento”. Ahora puede solicitarse en “Otros destinos”. Igual, para poder comprar, primero hay que esperar la autorización del organismo fiscal.
martes, 19 de junio de 2012 · 22:09

Después de algunos días, la AFIP volvió a habilitar la posibilidad de que los ahorristas consulten al organismo recaudatorio si están autorizados a comprar dólares para ahorro según los parámetros de la propia agencia, que nunca fueron oficializados y siguen siendo desconocidos, aunque supuestamente están relacionados con la capacidad del comprador.

Luego de que se reforzara el cepo cambiario con las limitaciones que la AFIP estableció para comprar dólares, la agencia tributaria permitía a los contribuyentes consultar en su página de Internet si podían adquirir billetes estadounidenses –y hasta qué monto- para distintas opciones, incluyendo la de “atesoramiento”.

Pero esa opción había sido eliminada en los últimos días, con lo cuál, en los hechos, la AFIP solo daba como opciones para la compra de dólares la compra de viviendas o autos, los viajes al exterior o la adquisición de ciertos productos importadosa, como maquinaria o tecnología medicinal, pero no permitía adquirir divisas estadounidenses para ahorrar (o, por ejemplo, para pagar la compra de otros bienes que no fueran los especificados en el menú de opciones).

Ahora la AFIP volvió a modificar el menú para incorporar la posibilidad de consultar por la compra de billetes para “otros destinos” y, dentro de estos “otros no especificados”, entre los que el contribuyente puede incluir el que sea, incluyendo atesoramiento o la compra de otros bienes.

Originalmente, el sistema de consultas a la AFIP a través de la página web permitía a los contribuyentes saber cuántos dólares estaban autorizados a comprar antes de ir al banco o a las casas de cambio, aunque hubo quejas de compradores que aseguraron que la página les decía que estaban autorizados a una compra que luego el sistema –en el banco o la casa de cambio- les rechazaba.

Ahora el sistema es diferente: lo que se ingresa en la página es una “solicitud” que queda para ser “analizada” por la agencia tributaria que, finalizado el trámite, promete responder sobre el pedido. Fuente: Clarín

Comentarios

Otras Noticias