Recorrido

San Juan, protagonista dentro del museo de Evita en Buenos Aires

El chispazo entre Perón y Eva se produjo tras el terremoto del '44. Ambos participaron de una cruzada para juntar fondos para reconstruir la provincia. Por Natalia Caballero.
domingo, 19 de mayo de 2019 · 11:24

Es una casona imponente, en la que funcionaba un hogar para mujeres víctimas de violencia de género. Allí las mujeres se quedaban con sus hijos, les daban ropa y se quedaban hasta que conseguían trabajo. En ese chalet de calle Lafinur, en el corazón de Palermo, funciona el museo de Evita en el que San Juan tiene un lugar protagónico. 

La peor catástrofe natural que haya sucedido en Argentina, el terremoto del '44, permitió que Juan Domingo Perón y Evita se conocieran. Aquel episodio que dejó más de 10.000 muertos en San Juan generó una ola de eventos sociales para recaudar fondos para los damnificados. El 17 de enero del '44 se organizó en el Luna Park un acto para juntar dinero y fue allí donde el secretario de Trabajo y Asistencia Social y la joven actriz tuvieron el chispazo que los terminó transformando en la pareja política más emblemática del país. 

El shock fue instantáneo y no pasó ni un mes hasta que ambos decidieran irse a vivir juntos. Evita no era solo actriz, tenía una participación sindical activa. 

En la sala del museo hay una foto de aquel acto que unió para siempre a Perón y Evita y se recorre parte de la historia sanjuanina de ese momento. Incluso, hay un recorte de diario en el que se consigna que se reunieron 33 millones de pesos para ayudar a la reconstrucción edilicia y social de la provincia. 

Perón describió como conoció a Evita y en esas declaraciones suyas San Juan es parte esencial. “Eva entró en mi vida como el destino. Fue un trágico terremoto que sacudió la provincia de San Juan, en la cordillera, y destruyó casi enteramente la ciudad, el que me hizo encontrar mi mujer. En aquella época yo era ministro de Trabajo y Asistencia Social. La tragedia de San Juan era una calamidad nacional (…). Para socorrer a la población movilicé al país entero; llamé a hombres y mujeres a fin de que todos tendiesen la mano a aquella pobre gente de aquella provincia remota (…). Entre los tantos que en aquellos días pasaron por mi despacho, había una joven dama de aspecto frágil, pero de voz resuelta, con los cabellos rubios y largos cayéndoles a la espalda, los ojos encendidos como por la fiebre. Dijo llamarse Eva Duarte, ser una actriz de teatro y de la radio y querer concurrir, a toda costa, a la obra de socorro para la infeliz población de San Juan”, relató. 

Perón y Evita no tenían pensando casarse pero lo tuvieron que hacer porque así lo exigía la Constitución para poder pelear la presidencia. La guía del museo contó que la pareja era muy moderna para la época. La primera vez que intentaron casarse no pudieron debido a la cantidad de gente que los esperaba en la puerta del Registro Civil. Decidieron postergarlo y se casaron por iglesia con poquísimos invitados. Hay escaso material fotográfico de aquel momento. 

El museo de Evita es más visitado por un 70% de extranjeros y un 30% de argentinos. Se pueden ver algunos de los vestidos que usó a lo largo de su vida pero esta no es la parte más importante. Hay salas que recrean cómo era la vida en el hogar, en el que aún se pueden ver prendas que les regalaban a los niños que estaban con sus madres esperanzadas en encontrar una mejor vida. También está expuesta su libreta cívica, su carnet de afiliación al partido peronista de mujeres y hasta imágenes inéditas de su niñez en Los Toldos. 

Las salas que generan una mayor emoción son dos: una, en la que se proyecta un video del velorio de Evita, al que asistieron más de tres millones de personas y otra, en la que hay expuestos algunos de los 5 millones de juguetes que donó la fundación que presidía. Incluso, hay juguetes con la historia de aquellos beneficiarios que aún viven. 

Datos del museo
Ubicación: Lafinur 2988, Palermo.
Teléfono: (54 11) 4807-0306
E-mail: info@museoevita.org
Horarios: de martes a domingos de 11 a 19 hs. (se permite el ingreso hasta 30 minutos antes del cierre). Lunes cerrado.
 

 


 

Comentarios