viernes 23 de septiembre 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Tiempo de San Juan. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Paren las Rotativas

Miguel Gómez: el cerebro detrás hockey y el cocinero del pueblo

Logró varios campeonatos y trajo la única medalla de oro que se conocen en el Hockey Sobre Patines. Además, es dueño de uno de los bodegones donde pasaron desde gobernadores a multitudinarios artistas. Incluso hay un refrán que dice "si no comiste en el Súper, no conociste San Juan".

Por Pablo Amado 22 de junio de 2021 - 20:31

En una sala repleta de cuadros con trofeos y títulos deportivos, el técnico de hockey y empresario gastronómico, Miguel Gómez, repasó eventos que fueron importantes en su vida durante el ciclo de entrevistas de Paren las Rotativas. Este querido personaje sanjuanino, además de ser conocido por ser uno de los dueños del Súper, también hizo historia con clubes locales y en los seleccionados argentinos de hockey sobre patines en varias oportunidades. De toda esa vitrina de reconocimientos, se destaca el campeonato mundial del ´84 donde Argentina salió campeón por primera vez fuera del país, y la medalla de oro conseguida en las Olimpiadas de Barcelona en el ´92. Pero el historial es largo y a los datos me remito: cinco títulos con los seleccionados sub 20 de femeninos y masculinos, la primera Copa Intercontinental de 1984 donde le ganó con la UVT al Barcelona en el Cantoni (dos veces); los Panamericanos de La Habana, Brasil e Indianápolis (EEUU) y otros tantos campeonatos locales. 

Miguel Gómez en el vestuario con parte del equipo que consiguió el oro en las Olimpiadas del ´92. 

"Me conocen por el deporte y por la tradición creada por mi padre con el Súper donde hay tres generaciones de nuestra familia desempeñándose", dice Miguel. 
Con orígenes españoles traídos desde Malaga, los Gómez fueron unos andaluces que supieron sacarle provecho a su cultura para implementarla en la provincia. El primero en llegar fue Antonio Gómez (padre) que comenzó a trabajar en la Cervecería San Juan manejando camiones. Luego conoció a un amigo llamado Máximo Oviedo con se introduciría de lleno en el Súper que nació de la mano de Jorge Estornell. Este último junto a su socio Gugliotto concibieron la idea de una galería con locales comerciales.

Miguel y Antonio cuando atendían juntos el "bodegón del pueblo". 

Don Antonio Gómez padre compró los dos primeros locales junto a un socio, don Máximo Oviedo, cuya viuda en 1964 se los vendió totalmente. Gómez, quien empezó como mozo, pensó siempre en comida española, con vinito y a degustar desde el mostrador, a la usanza de los tapeos de Madrid. Un domingo empezó a hacer paella hasta que se convirtió en el clásico de todos los días. Además de mariscos de toda clase, en la cantina pueden comerse varios platos criollos como lentejas, locro, pastas, asados y minutas a precios populares. Ni hablar de los churros. 

"Fue un 9 de julio de 1962 cuando se inauguró el primer Supermercado con 100 locales distribuidos en distintos rubros, era impresionante", recordó Miguel. 

 

Al Súper llega especialmente gente de todo el país, a saborear exquisiteces en ese comedor que recuerda a las viejas fondas, conservando la impronta sesentista. “No lo hemos querido tocar mucho, porque a la gente le gusta así, que sea informal, que sea bodegón”, contó  en su momento Antonio (h), en otra nota de este diario cuando empezaba a darse un plan de reformas obligadas en el lugar.

Los Gómez se especializan en la paella andaluza, repleta de pescados y mariscos, con arroz y pollo, también en los churros en rueda y otros platillos conocidos en Argentina con una impronta española. Y usan como razón social “Cabo de Hornos SRL” que  es el nombre del barco que trajo a Don Antonio y sus hijos de España en los años ’50.

Para los Gómez el toque final de la paella depende del estado de ánimo del cocinero. (nota el bodegón del pueblo)

El Súper es un galpón donde predominan la chapa y el hormigón, empezó a construirse en 1962 y tardó dos años en terminarse. En principio eran algo de 90 locales y ahora no llegan ni a la mitad los que están en uso. Hasta 1970 estuvo ocupado a pleno, por ejemplo, con la Florería Argentina y Café Do Brasil que empezaron ahí.  En la actualidad varias familias siguen viviendo de esta actividad. 
El domingo es el día pico de visitas y también Semana Santa, donde solía verse cientos de personas comiendo en los 4 locales que, como los Gómez, preparan comida criolla para llevar o degustar en los amplios comedores de sillitas y mesas de caño. Ahora con la pandemia la situación cambió. Pero incluso así, en los días donde la religión Católica prohíbe el consumo de carne se puede ver grandes filas de sanjuaninos con tápers para ser cargados de paella.  

Mirá la primera parte de la entrevista: 

El "cerebro" detrás de la gloria 

El trabajo en la cocina fue muy sacrificado para los Gómez, pero igual se dieron pie para meterse en otras actividades. Entre los siete hermanos había dos que eran más "compinches" por la pasión del hockey. Se trata de Antonio y Miguel Gómez. El primero falleció a los 62 años y hasta la fecha no pasa un momento donde su familiares y amigos no lo recuerde. Era muy social y un gran anfitrión. "La unión con Antonio a diferencia de con otros hermanos era por la conexión que teníamos permanentemente con el hockey sobre patines y eso nos llevó a estar siempre juntos y depender permanentemente uno del otro. Cuando yo ejercía mi profesión como técnico nacional él se quedaba acá y cuando él tenía que hacer algo me quedaba yo", contó Miguel sobre su hermano. Antonio fue miembro de la Federación de Hockey Sobre Patines en su momento, presidente del Club Olimpia, técnico de Olimpia y miembro del Comité Nacional del Hockey. Su hermano dice que tenía grandes condiciones para dirigir un seleccionado, pero no lo hizo porque simplemente no quería y prefería disfrutar la vida con familiares y amigos. Era fanático del Flamenco como su padre y en su casa se hacían fiestas donde caían más de 100 personas a pasar el día.  

Miguel y Antonio Gómez. 

De todos los hechos deportivos donde estuvo envuelto Miguel, el 7 de agosto de 1992 fue una de las fechas más especiales. Ese día el seleccionado argentino masculino, integrado por mayoría de jugadores sanjuaninos, derrotó 8 a 6 al seleccionado español y se quedó con la medalla de oro de las Olimpiadas de Barcelona. Esa medalla fue la única ocasión en la que el Hockey Sobre Patines formó parte de Juegos Olímpicos, lo que le da cada vez mayor trascendencia al logro alcanzado por el conjunto nacional.

Tapa del Gráfico con Argentina campeón en 1984. 

Otro de los logros sumamente destacados fue el campeonato mundial del ´84 cuando Argentina le ganó al poderoso conjunto italiano la final en Novara. El quinteto argentino, estuvo formado por Hidalgo, Maldonado, Rubio, Daniel Martinazzo y Agüero, que terminó como el mejor del Mundial. Además, Martinazzo fue elegido como el jugador más destacado e Hidalgo como el mejor arquero. Este campeonato a diferencia de los otros títulos alcanzados por la albiceleste tuvo su sabor especial. Porque fue el primero obtenido fuera del país, el último que se jugó con el sistema de “todos contra todos”, fue con el 100% de los puntos en juego y porque aquel equipo dirigido por Miguel Gómez estaba plagado de jugadores de primer nivel.

Aquella consagración en Italia ’84 hizo delirar a los fanáticos de la selección argentina de hockey sobre patines en San Juan.  Apenas el portugués Angélico Nunes dio el pitido final y se consumó el 2-1 ante "los tanos", miles de sanjuaninos se presentaron en largas caravanas de autos, lucieron banderas y dieron la vuelta olímpica en la Plaza 25 de Mayo. De ahí también surgió la fama de los Gómez. Mirá la segunda parte de la entrevista: 

Aún con todo lo vivido Miguel sigue siendo una persona humilde que pasa sus días rodeado de familiares y la visita constante al Súper. En su casa tiene un altar dedicado al hockey y cada tanto se escucha el rechinar de los patines de alguno de sus nietos, que juega por los pasillos con un stick y una bocha. Nunca mejor aplicada la frase "de tal palo, tal astilla". 

Tiempo de San Juan

Suplementos

Contenido especial

Dejá tu comentario

Las Más Leídas

Se complica la situación del profesor sanjuanino sospechado de abusos, apareció otra denuncia
Los cuatro implicados en el crimen de Pocito. Foto de izquierda a derecha: la víctima fatal, Eduardo Brizuela. Los tres imputados: Víctor Aballay (campera lila), Cristian Aballay (campera gris con azul) y Luciano Valle (campera azul).
El espacio verde más desafiante de San Juan tiene nuevos cuidadores
Murió Carlitos Balá. Imagen cortesía Infobae
Wanda Nara se separó y ya la vinculan con un jugador, mirá con quién

Te Puede Interesar