La “carrera” más importante

Al altar, en dos ruedas

El biker Mauro Berrocal y su novia Clara Aciar cuentan los detalles de su gran boda, el sábado 3 de octubre. Una historia de amor que arrancó gracias al deporte y que en días tendrá su enlace más especial. Por Carla Acosta.
martes, 22 de septiembre de 2015 · 07:24
Por Carla Acosta
carlaacosta@tiempodesanjuan.com

Hace ocho años, justamente durante un casamiento de otro biker, Mauro Berrocal y Clara Aciar se conocieron y enamoraron. En aquel 2007 el popular deportista y la chef empezaron una historia de amor que el próximo 3 de octubre tendrá su capítulo más esperado: el casamiento. En una nota con Tiempo de San Juan, la parejita cuenta sobre los detalles más íntimos del gran festejo que se avecina. 

"Hemos decidido correr la carrera más importante y queremos que seas parte de ella”, así se detalla en la invitación de la gran boda. Es que la bicicleta, que le supo dar importante podios y campeonatos a Berrocal, tiene mucho que ver en esta historia. "Durante un casamiento de un colega de la bici, su prima Luciana Molina –conocida hockista de césped-, nos presentó. Nos conocimos y a los siete meses nos pusimos de novios. La verdad que estar en pareja te estabiliza los ánimos y siempre es un pilar fundamental en el deporte”, comentó él. 

Los chicos, que conviven bajo el mismo techo desde un año y medio, tomaron la decisión de llegar al altar sin ninguna propuesta extravagante de por medio. "Fue de común acuerdo, nada romántico. Veníamos conviviendo y teníamos pensado formar una familia, de dar otro pasito. El anillo llegó después (risas)”, destacó Clara. 

A dos semanas de la gran fecha están en pleno preparativo. La unión religiosa será en la Parroquia de Desamparados el sábado por la tarde, en donde tendrán la bendición del Padre Diego. Mientras que la fiesta será para unas 200 personas en el salón Almendra de Rivadavia. Habrá muchos invitados deportistas, entre ellos el íntimo amigo de la pareja Gonzalo Tellechea, quien no tiene asistencia confirmada por una posible competencia internacional. 

Otro de los detalles es el vestido que usará ella, que según contó será blanco y comprado por Internet. "De arriesgada lo compré por ahí”, dijo entre risas. En tanto que la luna de miel ellos optaron por el calorcito de México, visitando las playas de Cancún y Del Carmen. "Son muchos cosas que tenés que hacer para la fiesta pero tratamos de disfrutarlo al máximo. Son cosas que las vivís una sola vez y tenés que disfrutarlas mucho. Por suerte nos pusimos de acuerdo en todo, en cada detalle”, expresó Mauro.

Los nervios están a flor de piel. Ella dijo ser la más inquieta y acelerada con todo este asunto. Mientras que él confesó estar tranquilo y disfrutando de cada instante. "Todos están emocionados. Él es el primero de la familia que se casa y yo soy la tercera de mi familia que llega al altar. Todo es muy nuevo pero ya se lo imaginaban ¿Si nos apuraban? No, no (risas)”, comentó ella. 

Galería de fotos

Comentarios