DE MAL EN PEOR

El calvario de la docente que sigue sin poder jubilarse y ya no puede costear los remedios de su hija

Susana Zabala sigue sin poder cobrar la jubilación y encima le pidieron que renuncie a su trabajo. Ahora no tiene plata y le resulte imposible comprarle el medicamento a su hija, quien sufre epilepsia.
sábado, 26 de enero de 2019 · 12:19

Siguen las malas noticias para Susana Zabala, la docente de 55 años que por problemas de salud pidió la jubilación adelantada. Todavía no obtienen el haber y, además, desde Anses le pidieron que renuncie al cargo para avanzar con el trámite y el expediente no se movió. Lo peor de todo es que al cese de su prestación como profesional es que ya no tiene obra social y no puede costear los remedios que necesita su hija que le permite no sufrir convulsiones producto de la epilepsia que padece. 

Agustiante es la situación de Susana Zabala, quien sigue a la espera para poder cobrar su jubiliación: "Me pidieron que presente la renuncia para que el trámite avance y no pasó nada de eso. Ahora no tengo ingresos y no puedo pagarle los remedios a mi hija que sufre de epilepsia. Estoy desesperada porque no podemos vivir de lo que gana mi esposo".    

Recordamos que la mujer de 55 años decidió pedir la jubilación anticipada iniciándolo en la seccional de Rawson. Ella inició el expediente el 20 de marzo de este año y la citaron para el 21 de mayo. En los primeros días de junio, Anses le envió una carta confirmándole que tenía el 70% de invalidez. Desde esa fecha su trámite pasó a la mesa liquiladora; paso previo para comenzar a percibir el haber jubilatorio.

Sin embargo, por disposición del Gobierno Nacional, se creó en todas las seccionales de Anses del país una nueva repartición denominada Mesa de Trabajo en  el que recaen todos los  legajos que maneja el organismo. En la provincia, todos los expedientes recaen en Capital.

 

3%
Satisfacción
3%
Esperanza
84%
Bronca
6%
Tristeza
0%
Incertidumbre
3%
Indiferencia

Comentarios