Pasó en la tele

Del Moro lloró con una participante: “Me anoté para llenar la heladera”

Fue cuando una participante de La Pampa contó su lucha diaria por darle de comer a sus hijos en 'Quién quiere ser millonario'.
martes, 30 de abril de 2019 · 15:20

En el programa "Quién quiere ser millonario" se vivió una noche muy especial por la conmovedora historia de Lis Caldas, una participante de General Pico, La Pampa.

La joven se puso a llorar al hablar de su lucha por darle una buena vida a sus hijos y Santiago del Moro también se emocionó, como cuando homenajearon a un veterano de Malvinas.

"Vengo por mis hijos. Es una presión tremenda, espero no defraudar a nadie", dijo la concursante. "Soy estudiante del Profesorado de Lengua y Literatura. En la semana voy a la universidad y el fin de semana me dedico a la venta de empanadas y pastaflora. Todas las madres hacemos lo imposible por nuestros hijos", agregó.

Luego de responder correctamente y ganar 10 mil pesos, dio más detalles de su historia: "Estoy separada, tengo tres hijos. Solo dos viven conmigo y uno con su papá". Además, le mandó un mensaje a Max, el hijo del que está distanciada: "Le quiero decir que lo amo, como amo a sus hermanos. A los tres por igual, no tengo preferencia. Lo único que deseo es tenerlos a mis hijos en la mesa. Todos juntos como una familia que éramos. Max, espero que me escuches y sepas que mi amor nunca cambió".

Santiago del Moro también se puso a llorar y a modo de broma le pidió a la concursante: "Te voy  a pedir un favor, hacemela fácil a mí también". "Sos una luchadora de la vida, me encanta tu garra", le dijo el conductor al escuchar su relato.

Además la participante contó que es muy difícil llegar a fin de mes: "Me asombra lo caro que es todo. Yo no aumento mis productos. Entonces no sé cómo equilibrar eso… Todo el tiempo me las ingenio. Llevo el bebé a la guardería, voy corriendo a la facultad de una punta a la otra. A veces no tengo tiempo y llego agitada porque tengo asma".

"Si ustedes supieran con cuánto vivo. A veces uno hace una fachada y no es la realidad. Muy poca gente sabe lo que nosotros pasamos y lo mucho que me ha costado. Yo lucho por mis hijos, para darles de comer, para el bienestar de ellos, para que estén juntos. Son muchas presiones. Estudio porque fui tonta y no estudié antes. Estudio para progresar y para que mis hijos tengan un mejor porvenir", señaló Lis.

A medida que iba avanzando el ciclo, la participante llegó a ganar 180 mil y contó qué haría con esa plata: "Me anoté para llenar la heladera de mi casa. No pienso en viajes, en comprarme un auto. Cuando uno pierde mucho, valora aquello que no le daba bolilla porque estaba. Pero cuando no está, hace tanta falta que uno cuida y valora. Yo me prometí salir de esta. Este programa me está cambiando la vida".

Finalmente Lis se plantó en los 300 mil pesos. "Ya lleno mi heladera y otra más. Esto queda para mis hijos y para mis nietos. Ellos le van a contar que la abuela estuvo acá participando y ganó 300 mil pesos. ¡Gracias, gracias, gracias!", finalizó la concursante de General Pico, muy feliz con el premio.

(Fuente: Infobae.com)

Comentarios