Tremendo

Denuncian a policías de Caucete por presunto abuso sexual y maltratos a una mujer en un calabozo

La denunciante contó que la golpearon, la manosearon, la hicieron desnudarse adelante de los detenidos y que le robaron una cadenita de oro. Control y Gestión investiga lo sucedido.
viernes, 14 de febrero de 2020 · 12:41

Lo confirmó el secretario de Seguridad de la provincia, Carlos Munisaga, la división de Control y Gestión investiga un posible hecho de maltrato y abuso de la autoridad cometido por algunos efectivos de la Comisaría 9na de Cacete. Es que a raíz de la denuncia que ingresó en dicha dependencia, es posible que ciertos funcionarios cometieran actos gravísimos contra la integridad de una una rescatista de animales de 32 años. En la cual no se puede revelar su identidad por ser una presunta víctima de abuso sexual, pero si se está evaluando el presunto sometimiento que va desde una golpiza en sede policial, violencia sexual que incluye un manoseo indebido y el hecho que los mismos policías le habrían dicho que se sacará la ropa interior frente al resto de los presos. Incluso se investiga si los efectivos le robaron una cadenita de oro y la hicieron dormir en un  calabozo repleto de heces y orina hasta llevarla a un ataque de pánico. 

Todo sucedió el pasado martes después de que su hermano, que es camionero, protagonizó una colisión con otro conductor y que luego de un intercambio de palabras que fueron escalando en insultos, ambos terminaron a los golpes y derivados a la comisaría en cuestión. Además, también quedó involucrada la hermana de la mujer presuntamente sometida que también se encontraba presente como acompañante.  

Es así que la mujer de iniciales S.A.R. fue hasta la comisaría 9na para ver a sus parientes que estaban demorados y hacer los trámites del seguro. 

En sede policial la atendió un efectivo de apellido Olmos, y según la mujer, el oficial las trató mal desde un comienzo. Nos las dejó hacer las llamadas pertinentes y sin motivo aparente le informaron que estaba detenida. Después de eso comenzó una serie de empujones por parte de los efectivos para introducir a la presunta víctima a uno de los calabozos. La misma se habría negado y por tal motivo la detención habría tenido tintes violentos, porque según el relato de la mujer otro agente la habría insultado tomándola de los pelos desde atrás, y rompiéndole una cadenita de oro que tenía en el cuello y no volvió a recuperar. 

Después de ese momento las agresiones habrían continuado con un golpe de puño en el pecho, a lo que la mujer habría dicho que tenía un tumor y que es en esos momentos donde un sargento le dijo que levantara las manos para ver si era cierta tal afirmación, y es entonces donde le habrían tocado los senos. 

El calvario no finalizó allí. Porque después la presunta víctima habría sufrido otros maltratos en un calabozo contaminado de heces y orina. La misma sostuvo que la obligaron a sacara la ropa interior porque era un protocolo que tenían que seguir. Un episodio lamentable con la vista de los detenidos que estaban en ese momento. Estuvo toda la noche detenida y al día siguiente la trasladaron hasta la Seccional 10ma y al ver el estado en el que estaba, los policías de esa dependencia decidieron llevarla de nuevo al médico legista. Pasó una crisis nerviosa y tras ser liberada después de dos días, la rescatista fue hasta la Subsecretaría de Control de Gestión para denunciar a los efectivos de la 9na. En dicha área se encuentran en plena tarea investigativa por orden del mismo secretario de Seguridad que pidió un rápido accionar. 

 

Comentarios