Alarmante

Jóvenes al "palo": la venta de viagra en San Juan va en aumento

Así lo aseguran varios farmacéuticos consultados. Hablan de un mercado “negro” de la venta de este medicamento. La problemática llama la atención de los profesionales de la salud, que ven el consumo aparejado con la ingesta de bebidas alcohólicas,  energizantes y otras drogas.
viernes, 12 de abril de 2019 · 09:17

El miedo a no cumplir en la cama o a no tener una erección en el momento íntimo, lleva a muchos jóvenes a consumir viagra (citrato de sildenafil), un fármaco indicado para la disfunción eréctil en mayores de 18 años. Según un relevamiento que realizó Tiempo de San Juan en varias farmacias que funcionan en el casco céntrico de la provincia, la venta de este medicamento aumentó y la tendencia parece indicar que la variable es creciente. Uno de los dueños de una reconocida farmacia advirtió que “existe un mercado aparte donde se vende viagra, sino no, no entiendo como los jóvenes pueden acceder a eso. En los boliches te la venden algunos. Nosotros solo vendemos con receta y los clientes que vienen acá por lo general es gente grande. Aunque también vienen pibes de no más de 30, siempre con receta. Y bueno le tenemos que vender” sostiene el empresario, que prefirió mantener el anonimato, “porque somos las ovejas negras del negocio desde que abrimos las 24 horas”. Además sostuvo que “por ahí hasta vienen pibes de 15 o 16 con receta, que tienen al padre esperando en doble fila en la calle y ni saben a qué se bajan a comprar o capaz que la consiguen, no sé. Tampoco averiguamos tanto”.

Otro de los testimonios recabados por este diario lo aporta un joven farmacéutico que advierte lo siguiente: “Para mí el 40 o 45 % de los que compran viagra son jóvenes que no tendrán más de 30 años, yo llevo 3 años trabajando en la farmacia y esto se ve desde siempre, capaz que ahora se observa un poco más”. De igual manera afirma que “en guardias de fin de semana se ve más, y como vienen vestidos es obvio que esa noche se van a algún bolichito o un barcito por ahí, viene sobre todo en horario más nocturno, de día no se ve tanto”.

Si bien varios farmacéuticos consultados afirman que no se vende este medicamento sin receta, no ocurre lo mismo si uno se comunica telefónicamente con alguna farmacia y hace el pedido sin ni siquiera asistir al lugar. En una de estas conversaciones a una muy conocida farmacia de San Juan, la telefonista a cargo afirma que “si tiene receta mejor pero sino no hay problema”.  A si mismo cuenta que “Magnus y Micmac son las marcas más pedidas” con la droga Sidenafil. Los precios están a $60 una pastilla de 25 mg, a $155 un blíster por 2 medicamentos y a $220 el de 100 mg que contiene 2 pastillas. Vienen para ingerir como si fuera un ibuprofeno o para masticar como a un caramelo. Y él envio sin receta hasta la puerta de su casa cuesta $30".

Como ven el problema las autoridades

Ante este escenario la Dra. Claudia Noriega a cargo de Salud Sexual del Ministerio de Salud de San Juan  afirma que “los informes sobre el tema dicen que ha aumentado tanto la venta de Sidenafil que se ha equiparado con la venta de aspirinetas; es impresionante, sobretodo el consumo en jóvenes”.  Además, sostiene que “los adolescentes lo practican para lograr lo que ellos llaman una maratón sexual”. Haciendo hincapié en que “quieren mejorar su rendimiento sexual y ganarle a su pareja, por así decirlo, pero lo que ocurre después es todo lo contrario con lo que se busca con consumir esta pastilla”. El objetivo es mantener más tiempo o más relaciones sexuales, pero como afirma Noriega “en el adolescente no hay que esperar mucho para ver los efectos contrarios, hay hipertensión, mareos y problemas digestivos por las mezclas.  Sin dejar de mencionar que ese “resguardo” que se buscan, al final se convierte en una dependencia parecida a las adicciones a la hora de mantener una relación”.

Los efectos no deseados

En cuanto a los efectos que produce estas mezclas, la profesional afirma que “no es bueno lo que pasa en el organismo, porque si mezclas una droga que se utiliza para dilatar los vasos sanguíneos, con los que son inhibidores como el alcohol u otras drogas lo que podes generar  son alteraciones cardiovasculares e incluso un infarto”.  La combinación de viagra con otras sustancias produce efectos cruzados. Hay un exceso de circulación de sangre por el sildenafil , y por otra parte el alcohol tiene efectos inhibidores que bloquean los efectos naturales del cuerpo, como la erección. Por lo tanto no parece tener mucho sentido beber cantidades excesivas de alcohol  y luego esperar que una pastilla tenga efectos mágicos.

El dato

En un principio el Sidenafil se usaba para la hipertensión pulmonar, pero después se dieron cuenta que tenía una muy buena respuesta en la vida sexual del varón. Entonces se empezó a investigar para la difusión eréctil. Hay farmacias que lo venden sin receta, pero siempre se sugiere que la persona que lo consuma tenga un control médico. Y sea estrictamente usado para quienes padecen una disfunción eréctil o que tengan una patología pulmonar.

Comentarios