justicia federal

Empresario sanjuanino violó el aislamiento y zafó del juicio por donar $200 mil a Casa Cuna

Por 'reparación integral del daño', el juez Leopoldo Rago Gallo desvinculó a César Borrego y su familia de la causa que los tenía en la mira.
viernes, 15 de octubre de 2021 · 11:07

Después de haber regresado del exterior y de quedar al descubierto por incumplir con el aislamiento debido, el empresario de la construcción César Borrego había sido denunciado, junto a su esposa y su hija, en la Justicia Federal por el ilícito. Sin embargo, una propuesta de su defensa desactivó la causa que pesaba sobre sus hombros y zafó de ir a juicio por un delito que presume una pena de 6 meses a 3 años de prisión. 

Tras ofrecer una donación de 200 mil pesos a Casa Cuna, el juez federal Leopoldo Rago Gallo desvinculó a Borrego y sus familiares de la causa por el concepto de 'reparación integral del daño'. Primeramente, el abogado defensor del miembro de la Cámara de la Construcción hizo la presentación y el fiscal Francisco Maldonado, cuya opinión resultaba vinculante, le dio el visto bueno. Luego fue el magistrado que le dio lugar a la acción y promovió la extinción de la acción penal. 

Con esta resolución, el caso se convirtió en el primero de este tipo que resuelve la Justicia Federal, ya que los otros fueron a parar a la justicia de la provincia. 

El episodio que involucró a Borrego, a su esposa Marisa Fochi y su hija Luciana Borrego, sucedió en julio de este año cuando regresaron al país. En su declaración jurada informaron que cumplirían con el aislamiento impuesto por la pandemia en un domicilio específico, pero cuando personal de la Dirección Nacional de Migraciones constató que ninguno se encontraba allí se radicó la denuncia. 

Según detalló Diario de Cuyo, los tres sanjuaninos arribaron a la Argentina el 22 de julio y tres días después agentes de Migraciones comprobaron que no se hallaban en el lugar que habían acordado. Con la denuncia, se inició la investigación en la Justicia Federal que acaba de concluir. 

Si bien en un principio la parte acusada había ofrecido 150 mil pesos a la entidad que asiste a menores implicados en conflictos judiciales, 50 mil pesos por cada imputado, Rago Gallo le dio el OK aunque incrementó el monto a $200 mil para la donación con fines benéficos.    

 

 

Comentarios