Lucha contra la pandemia

Esenciales que rogaban vacunarse: los habilitaron pero se anotaron pocos y no dan explicaciones

La campaña de vacunación contra el COVID-19 en la Provincia sufre altibajos. El Gobierno busca apurar la inmunización pero en muchos casos la gente no responde.
viernes, 2 de julio de 2021 · 16:36

El 19 de junio, Salud Pública abrió la inscripción para vacunarse contra el COVID para las personas de 40 a 49 años sin comorbilidades y los mayores de 18 años considerados personas esenciales. En este último grupo entra un gran espectro de trabajadores, entre ellos los empleados de comercio, choferes de colectivos y camioneros, tres sectores que clamaron por la vacunación urgente en todo el país. Por eso sorprendió a las autoridades sanjuaninas que una vez concedido el deseo, fueran tan pocos los que se anotaron para recibir su inmunización. Las causas oficialmente no han sido exploradas, y la única que dio alguna explicación pública sobre este fenómeno es la titular del Sindicato Empleados de Comercio, Mirna Moral. 

La propia ministra de Salud Pública, Alejandra Venerando, habló esta semana del dilema en el programa Paren las Rotativas (Canal 13 San Juan). Aseguró que del grupo de 57 mil esenciales que integran colectiveros, transportistas y empleados de comercio, sólo el 35% accedió a anotarse para la vacunación. Y se mostró preocupada, a la vez que reflexionó:  "Si yo me vacuno, te estoy cuidando. Es importante que todos sepan que tienen esta posibilidad. Hay mucha gente que si bien entró en la franja por comorbilidades, nos queda un resto, que podría ser la mitad, que debe acceder a la vacunación. La gente debe vacunarse más allá de los mitos, ms allá de que digan que una vacuna tiene más eficacia que otra. Eso nos va a llevar a la inmunidad y a la normalidad", apuntó.

En el Ministerio son reacios a dar a conocer los datos de la inscripción y efectiva vacunación discriminada sector por sector, pero se conocieron extraoficialmente porcentajes que llaman la atención. El grupo de los periodistas también mostró en todos esos días de inscripción bajo interés por anotarse: sólo un 40% de los esperados.

La que salió a dar su opinión es la secretaria general del gremio de los mercantiles. Moral dijo que estamos haciendo consultas para saber por qué no se vacunan. Creemos que hay muchos lugares donde no les dan permiso para ir a vacunarse. Nuestra mayor preocupación es el trabajo informal, en donde el empleador no quiere dar los certificados porque quedaría demostrada la relación laboral. Con una oblea se podría identificar a los negocios que tengan a sus trabajadores vacunados".  También expresó que una razón de los patrones a no darle el certificado para autorizar al empleado a vacunarse es que deberían darle el día libre y no cuentan con personal para reemplazos. 

Tiempo de San Juan intentó obtener el punto de vista de los sindicatos de Camioneros y de STOTAC que nuclea los colectiveros pero no respondieron la solicitud.

En este escenario de pocas explicaciones también pesa que en este contexto tan dinámico es posible que las estadísticas oficiales no den cuenta acabadamente de la realidad. Esto, porque quizá muchos de los que Salud cree que están en un grupo ya fueron inmunizados por pertenecer también a otro que fue convocado con anterioridad. Para eso se espera oficialmente lograr cifras más precisas haciendo cruce de datos, lo que es complejo y lleva tiempo.  

Ahora bien, esta situación que plantea Moral quedó resuelta porque acaba de abrirse la inscripción para que se vacunen los mayores de 18 años sin comorbilidades, con lo que si hay empleados de comercio -o trabajadores de cualquier sector antes habilitado- que no consiguen el aval patronal, pueden ir igual a inmunizarse con solo presentar el DNI desde el lunes 5 de julio.  

Un dato interesante surge de un sondeo que hizo Tiempo de San Juan entre sus lectores, donde ante la consulta de por qué no se vacunaron aquellos que tienen la posibilidad de hacerlo, el 31% aseguró que no se vacunó porque prefiere esperar y elegir que vacuna ponerse. En segundo lugar, con el 28% de los votos, quedó la opción "porque no confío en las vacunas", mientras que en tercer lugar, con el 21%, la opción "porque tengo miedo que me haga mal". En los dos últimos puestos del relevamiento quedaron, con el 12% y 8% respectivamente, las opciones "porque no tengo tiempo" y "porque no me dan permiso en el trabajo". Este último dato no es menor, ya que ese 8% habla de esa prohibición que no debería existir. Ese 8% equivale, entre 1849 respuestas a la encuesta, a 148 personas que fueron prácticamente obligadas a no vacunarse por sus patrones en San Juan. 

Esta es la larga lista de personal considerado esencial durante la pandemia en la provincia de San Juan:

Recolección, transporte y tratamiento de residuos sólidos urbanos, peligrosos y patogénicos.

Transporte público de pasajeros esenciales, transporte de mercaderías, petróleo, combustibles y GLP, personal de estaciones de servicio.

Mantenimiento de los servicios básicos (agua, electricidad, gas, comunicaciones, etc.) y atención de emergencias.

Personas afectadas a la realización de servicios funerarios, entierros y cremaciones.

Personal que se desempeña en los servicios de comunicación audiovisuales, radiales y gráficos.

Personal de los servicios de justicia con atención al público, conforme establezcan las autoridades competentes.

Personas que deban asistir a otras con discapacidad y comorbilidades, a familiares que necesiten asistencia, a personas mayores, a niños, a niñas o a adolescentes.

Personal de Supermercados mayoristas y minoristas y comercios minoristas de proximidad de alimentos, higiene personal y limpieza. Farmacias. Ferreterías. Veterinarias. Provisión de garrafas.

Actividades de telecomunicaciones, internet fija y móvil y servicios digitales.

Personal bancario con atención al público.

Reparto a domicilio de alimentos, medicamentos, productos de higiene, de limpieza y otros insumos de necesidad.

Personal de hoteles, restaurantes, locales de comidas preparadas y locales de comidas rápidas, con servicios de reparto domiciliario.

Actividad minera de proceso continuo.

Industrias de alimentación, su cadena productiva e insumos; de higiene personal y limpieza; de equipamiento médico, medicamentos, vacunas y otros insumos sanitarios, en los términos del artículo 3° de la Decisión Administrativa PEN N° 429/20.

Personas afectadas a la atención de comedores escolares, comunitarios y merenderos.

Actividad registral nacional y provincial.

Personal de organismos de recaudación.

Servicios postales y de distribución de paquetería. El comercio por vía electrónica (e-commerce) en modalidad de entrega a domicilio o delivery.

Personal de servicios esenciales de vigilancia, limpieza y guardia.

Trabajadores y trabajadoras del sector público nacional, provincial y municipal con atención al público. Autoridades de Gobierno nacional, provincial y municipal.

Comentarios