Cómo combinar las sandalias

Con la llegada del verano, los zapatos de salón y los cerrados se sustituyen inmediatamente por bonitas sandalias recién compradas. Sin embargo,¡hay que saber cómo llevarlas y con qué combinarlas!
sábado, 10 de octubre de 2015 · 13:22

Sandalias planas

Suelen llevarse, sobre todo, con faldas, mini shorts o vestidos cortos y ligeros. Por norma general, y debido a su estilo desenfadado, son más apropiadas para el día. De ahí que se combinen con accesorios llamativos y a la moda: collares lagos y bonitos, pulseras de colores o anillos enormes. Si tus sandalias son más de vestir y ya están decoradas con lentejuelas o perlas, haz que luzcan aún más combinándolas con un vestido en tonos beige, marrón grisáceo de satén o con un pañuelo de algodón.

Sandalias de tacón alto

Combinan a la perfección con pantalones rectos, sobre todo si el tacón es fino. Sin embargo, si es más alto y cuadrado, irás estupenda con un pantalón largo o de talle alto, estilo hippy.

Para lo noche: ¿Quieres ir chic y glamurosa? Elige un vestido recto y entallado, tipo femme fatale, añádele un pequeño bolso colgado e irradiarás seducción

Para quemar la pista de baile: Opta por un vestido de muñequita acampanado. Te sentirás cómoda y podrás moverte sin problemas luciendo tus sandalias de tacón invertido. Vigila con la longitud de tus piernas, no te pongas tacones demasiado altos (más de 9 cm) con una minifalda si no quieres traspasar el límite de lo chic y sexy.

Accesorios: No te excedas. Los tacones altos feminizan de por sí la figura, sobre todo con un vestidito de color. Elige entre un pañuelo sobrio o una preciosa joya. Evita las sandalias de tacón para ir a comprar con las amigas si no quieres que tus pies acaben rendidos y llenos de ampollas al final del día. Si aun así, son tu opción, compra plantillas antifatiga para la planta de los pies.

Colores y formas 

Si tus sandalias son doradas o negras, las podrás combinar con casi todo. Si prefieres los colores llamativos como el azul eléctrico, el verde manzana o el rojo intenso, póntelas con conjuntos de un tono similar al de las sandalias o no las combines con más de un color. Por ejemplo, las azules quedan estupendas con unos tejanos rectos y una camiseta blanca o tono pastel. Si las tuyas van atadas al tobillo (¡muy sexy!), póntelas con una falda corta, pues sería una pena esconderlas debajo del pantalón.

En invierno

No hay que esconder las sandalias en el fondo del armario ni aun cuando lleguen las bajas temperaturas. Con unos pantys, aunque sean gruesos, irás muy in. Simplemente tienes que pensar en no combinar un panty naranja con un modelito verde fosforito. Te aconsejamos que armonices tu look: pantys negros con sandalias negras atadas al tobillo... ¡perfecta!

Fuente: Enfemenino.com

 

Comentarios