Irán

Salva a un perro en un campo minado y se convierte en héroe a un alto precio

El soldado iraní Mohammad Bakhtar, de 19 años, perdió una pierna en el intento. Su trágica historia se convirtió en viral.
miércoles, 11 de enero de 2017 · 08:29
Cuando el soldado iraní Mohammad Bakhtar escuchó los gemidos de un perro atrapado en un alambre de púa justo en el límite de un campo minado, no dudó en auxiliarlo.

Trató de asistirlo sin entrar en peligro, pero se le hizo imposible. Tuvo que apoyar su pierna en una parte del terreno minado para liberar al animal, que salió corriendo en cuanto se vio liberado. Pocos instantes después, explotó una mina terrestre que destrozó su pierna. Si bien los médicos de la ciudad de Tabriz, ubicada al noroeste de Teherán, intentaron por horas salvar la extremidad del joven soldado de 19 años, finalmente no lo lograron y debieron amputarla.

Si bien Bakhtar es sunnita, parte de la minoría religiosa en un país de mayoría shiíta, su trágica y heroica saga se volvió viral, y el hospital donde estaba internado se vio saturado de periodistas, funcionarios y hasta gente común y corriente que quería agradecerle su arrojo. Las imágenes del joven soldado, acostado en su cama y luego regresando a su ciudad natal de Marivan, se multiplicaron por todos los canales de difusión, desde la televisión y los diarios hasta Twitter y Telegram, ampliamente usado en Irán.

"Amo a los animales y la naturaleza", explicó Bakhtar a Al Jazeera, quien señaló que siempre había tenido un perro hasta que se mudó a la ciudad. "Tuve que mudarme para cursar el secundario y trabajar, y la vida era muy distinta a la que llevaba en el pueblo".

También hubo llamados para que Bakhtar pueda tener algún grado de asistencia o seguro cuando se recupere. En ese sentido, tras felicitarlo y considerarlo "un orgullo y un honor para todos los iraníes", el vicepresidente de la Organización de Protección Ambiental del país, Masoumeh Ebtekar, le ofreció un trabajo con la institución, un ofrecimiento que Bakhtar consideró una "oportunidad soñada".

"A Mohammad le faltaban solo 12 meses para terminar con su servicio. Quién sabe, a lo mejor esto es una bendición disfrazada que le permite volver a trabajar con los animales y la naturaleza", remarcó Atta, el hermano mayor de Bakhtar, en medio de la avalancha de flores y carteles escritos a mano que recibieron al joven en su llegada a su hogar.
 
(Fuente: Crónica)

Otras Noticias