Video: Trump expulsa a un periodista de Univisión

Durante una rueda de prensa.Jorge Ramos -reportero de la cadena latina- confrontó al magnate republicano sobre inmigración. Pero fue sacado de la sala por un custodio.
miércoles, 26 de agosto de 2015 · 11:18
El candidato republicano Donald Trump se enfrascó el martes en una prolongada discusión con el presentador de noticias de Univision, Jorge Ramos, durante una conferencia de prensa luego de haber hecho que lo sacaran de la sala para después permitir nuevamente su entrada.

Ramos, presentador estrella de la cadena con sede en Miami, se puso de pie y comenzó a realizar preguntas al aspirante a la candidatura republicana a la presidencia sobre su propuesta en materia de inmigración, la cual incluye poner fin a la ciudadanía automática para niños nacidos en Estados Unidos de padres que residen en la nación sin permiso.

Cuando Ramos comenzó a hablar Trump lo interrumpió: "Por favor, siéntese, no se le dio la palabra. Siéntese. Regrese a Univisión", le dijo al periodista visiblemente molesto. 


  
Mientras un miembro de la seguridad de Trump se aproximaba a Ramos, el presentador de noticias continuó hablando, diciendo: "no puede deportar a 11 millones de personas''.

Ramos se refería a la propuesta del precandidato de deportar a todas las personas que se encuentran en el país sin permiso antes de permitir a algunas regresar.

Cuando era sacado de la sala, Ramos siguió: "usted no se puede construir un muro de 1.900 millas'', otra propuesta en el plan de Trump.

Momentos después, el magnate justificó el retiro de Ramos diciendo: "simplemente se pone de pie y comienza a gritar. Quizá él también tiene la culpa''.

La propuesta de inmigración del multimillonario ha ocasionado un intenso debate entre los precandidatos presidenciales republicanos. Varios aspirantes, incluido el ex gobernador de Florida Jeb Bush, la han calificado de "poco realista''.

A Ramos se le permitió más tarde regresar a la conferencia de prensa. Trump lo saludó cortésmente, aunque rápidamente reiniciaron su enfrentamiento, interrumpiéndose mutuamente durante una extensa discusión.

"Su plan de inmigración está lleno de promesas vacías'', comenzó Ramos. "No se puede negar la ciudadanía a niños nacidos en este país''.



"¿Por qué dice eso?'', respondió Trump. "Algunos de los grandes eruditos jurídicos están de acuerdo en que eso no es verdad''. Y justfició la medida, argumtenado que la madres embrazadas indocumentadas cruzan por un día la frontera en los EE.UU. para tener a sus hijos en suelo  norteamericano. "Y luego, durante 80 años, Estados Unidos tiene que encarcargse de ese niño".

Durante el intercambio que se prolongó cinco minutos, Ramos aseveró que 40% de la gente que se encuentra en Estados Unidos sin permiso ingresó a través de aeropuertos, no por la frontera mexicana.

"Yo no creo eso, no lo creo'', respondió Trump.

Un informe de 2006 del Pew Hispanic Center, un organismo investigador, encontró que hasta 45% de la gente que está en el país sin permiso ingresó con visas legales pero se quedó después de que expiraron.

Finalmente, Trump recordó a Ramos que el magnate tiene una demanda contra Univision, que canceló la transmisión del concurso Miss Universo, producido por Trump, después de que éste describió a los inmigrantes que residen sin permiso en el país como "criminales'' y "violadores''.

"¿Sabe usted cuántos latinos trabajan para mí? ¿Sabe cuántos hispanos trabajan para mí?'', dijo Trump. "Miles. Me adoran''.

Isaac Lee, director general de Univision, respondió a la confrontación con un comentario escrito: "Nos encantaría que el señor Trump se sentara con Jorge para una entrevista profunda, para hablar respecto a los aspectos específicos de sus propuestas''.

La Asociación Nacional de Periodistas Hispanos de Estados Unidos condenó que el magnate inmobiliario permitiese la expulsión del reportero de Univisión.

"El señor Ramos estaba haciendo lo que los periodistas han hecho durante décadas: ¡­hacer preguntas!", indicó el presidente de la asociación, Mekahlo Medina, para añadir después que el reportero "simplemente estaba rindiendo cuentas con un candidato a presidente por sus declaraciones sobre un asunto muy importante".

El propio Ramos, en declaraciones a su cadena, Univisión, después de lo ocurrido, lamentó que "en ninguna parte del mundo" lo habían sacado de una conferencia de prensa o de una entrevista "por la fuerza. Esta es la primera vez", indicó.

"Yo creo que mi trabajo era y es hacer preguntas. Me preocupa muchísimo este uso de la fuerza para suprimir la libertad de expresión", concluyó.

(Fuente: Clarín)

Comentarios