prófugo

Sigue la cacería de "El Chapo" Guzmán: ¿herido?

El gabinete de Seguridad mexicano comunicó que el capo narco se lesionó en una pierna y en el rostro durante una "huida precipitada". Aclaró que no fue durante un "enfrentamiento directo".
sábado, 17 de octubre de 2015 · 14:42

La cacería del líder narco mexicano Joaquín "El Chapo" Guzmán, protagonista de una espectacular fuga de una cárcel de máxima seguridad en julio pasado, sumó un nuevo capítulo: las autoridades aztecas anunciaron que el fugitivo sufrió heridas en una pierna y su rostro al intentar escapar de un operativo en una zona montañosa del noroeste del país.

La novedad fue dada a conocer a través de un comunicado emitido a última hora del viernes por el Gabinete de Seguridad mexicano. "Para evitar su aprehensión, en días recientes el prófugo realizó una huida precipitada, que de acuerdo con la información recabada, le causó lesiones en una pierna y en el rostro", expresa el texto.

Si bien las autoridades no brindaron datos precisos sobre el lugar de estos operativos, se aclaró que las lesiones "no fueron producto de un enfrentamiento directo con las autoridades".

El gobierno mexicano lleva adelante una virtual cacería humana para encontrar a Guzmán, protagonista -el pasado 11 de julio- de una audaz huida del penal de máxima seguridad de Altiplano, en el Estado de México. Para escapar, el líder narcotraficante utilizó un túnel de casi 1,5 kilómetros que conectaba a su celda con una casa a medio construir en el exterior del penal.

El miércoles, el gobernador de Sinaloa, Mario López Valdez, confirmó la existencia de operativos militares en la zona serrana de ese estado del noroeste de México y del vecino Durango, con el único de objetivo de lograr la captura de "El Chapo".

"El personal militar que trabaja en la zona ha sido remitido desde la Ciudad de México; ustedes ya saben detrás de quién andan y pues hasta ahorita no ha habido resultados. Ese es uno de los objetivos que trae este grupo especial", dijo López a la prensa. 


Las operaciones militares y los enfrentamientos con delincuentes provocaron el desplazamiento de cientos de personas hacia Cosalá, aseguró ese mismo día el alcalde de ese municipio sinaloense limítrofe con Durango, Samuel Zacarías Lizárraga.

Considerado el hombre más buscado del mundo, y a la vez, el más temido y poderoso, Guzmán había sido capturado por última vez el 22 de febrero de este año, mientras compartía una cena con amigos en un hotel de Mazatlán. Su detención fue resultado de un operativo conjunto entre autoridades de México y Estados Unidos.


Guzmán ya había protagonizado una espectacular fuga del penal de máxima seguridad de Puente Grande, en el oeste de México, donde cumplía una condena de 20 años y llevaba ocho detenido. Se cree que se escondió en un carrito de lavandería y, con la complicidad de los guardias, logró pasar por seis puntos de vigilancia hasta llegar al estacionamiento de la cárcel.

Comentarios