en bahía

Una huelga policial en Brasil desencadena una ola de asesinatos

Los 30.000 policías del estado del norte de Brasil están en huelga desde el martes en demanda de mejoras salariales; el Gobierno movilizó a 2500 soldados para reestablecer el orden.
sábado, 04 de febrero de 2012 · 18:04

Al menos 50 asesinatos se registraron desde el martes, cuando se inició un paro de policías, en el norteño estado brasileño de Bahia, importante centro turístico, hacia donde la presidenta Dilma Rousseff envió un contingente militar y anunció penas severas contra los huelguistas.

El ministro de Justicia, José Eduardo Cardozo, y el comandante del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, general José Carlos de Nardi, arribaron hoy a Salvador, capital bahiana, donde se inició el "Operativo Ley y Orden" y se informó que los policías rebeldes serán encuadrados dentro de la legislación federal.

El paro de actividades "es inaceptable en un estado de derecho" declaró hoy el ministro Cardoso en la Base Aérea de Salvador, donde lo recibió el gobernador Jaques Wagner.

El gobierno federal rechaza que la posición de "un grupo de personas que imagina que (en defensa de sus) reivindicaciones corporativas puede realizar cualquier tipo de acción, pueda (realizar) crímenes y abusos de toda naturaleza", señaló Cardozo.

Unos 50 asesinatos y por lo menos 20 saqueos ocurrieron desde el inicio de la medida de fuerza, el martes, lo que significa un crecimiento del 117% en el número de homicidios registrados en igual período de 2011, informó hoy la estatal Agencia Brasil.

Un policía vestido de civil fue asesinado hoy a las 10 en una avenida de Salvador, y en la noche del viernes una mujer, que al parecer amamantaba a su bebé, murió baleada por un grupo de desconocidos que se dio a la fuga en un auto en la Plaza Piedad, en el centro de la capital.

Otro ataque de varios hombres armados ocurrió en el barrio Cosme de Farias, periferia de Salvador, dejando al menos un hombre muerto, en las últimas horas del vienes cuando tropas del Ejército comenzaron a patrullar el Pelourinho, principal punto turístico, y otras áreas estratégicos para restablecer el orden.

"La ciudad debe y tiene que recuperar la normalidad, salgan a las calles, vivan la vida normal" dijo el general Diaz Gonzalvez, de la Sexta Región Militar, con jurisdicción en Bahía, estado que será sede de la Copa del Mundo de 2014, conocido por la belleza de sus playas que en enero fueron visitadas por Rousseff, el ex crack Ronaldo y cientos de miles de turistas.

La ola de crímenes recrudeció entre las 0 horas del vienes y las 6 de este sábado, período en el cual hubo 29 personas muertas, informó hoy la cadena Globo.

Un clima de pánico dominó a la población el viernes, lo cual es "parte de una guerra psicológica, una estrategia del movimiento (huelguista)", aseguró el titular de la cartera de Justicia.

Cardozo anunció que el "Operavito Ley y Orden" cuenta con "más de 3.000 hombres" de las Fuerzas Armadas, Policía Federal y Fuerza Nacional (integrada por policías de varios estados) en lo que "tal vez (sea) el mayor contingente operacional que se desplazó en operaciones de esta naturaleza".

Paralelamente están prontas a embarcar, si fuera necesario, 10.000 tropas de la 10 Militar de Fortaleza, en el estado de Ceará, donde una medida de fuerza policial puso en vilo a la seguridad el mes pasado.

La enérgica respuesta del Palacio del Planalto parece ser una advertencia ante el clima de insubordinación que se observa en varias policías estatales.

En tanto no se descarta que las policías militarizada y de investigaciones de Rio de Janeiro inicien una huelga la semana próxima, lo cual "no va a traer beneficios" para esos agente.

(Perfil)

Comentarios