Provocación británica

Un nieto de su abuela

En medio de la tensión diplomática entre Gran Bretaña y la Argentina, el nieto de la Reina Isabel II llegó en una misión de seis semanas. Cómo es la base en la que estará alojado.
jueves, 02 de febrero de 2012 · 16:59

El príncipe William, duque de Cambridge arribó después de un vuelo de 18 horas desde Brizer Norton, Oxfordhisre, y la misión se enmarca en el trabajo como piloto de búsqueda y rescate, anunció el Ministerio de Defensa británico.

"El Ministerio de Defensa puede confirmar que el Teniente de Vuelo, como parte de una tripulación de cuatro hombres para tareas de búsqueda y rescate (Search and rescue, SAR), ha llegado a las Islas Malvinas en un despliegue operativo de rutina y en breve se ocupará de tareas SAR, después de un período de sesiones de información y un vuelo de familiarización", indica el informe.

La llegada de William coincide con el anuncio de que el Destructor Tipo 45 HMS Dauntless –el buque de guerra más avanzado de la Royal Navy– tendrá su misión inaugural en el Atlántico Sur en los próximos meses, en reemplazo de la fragata HSM Montrose.
 
Así es la base en la que vivirá el príncipe William

El nieto de la Reina Isabel II tendrá una habitación propia y compartirá las comidas con otros cien oficiales. Las tareas que cumplirá pondrán a prueba sus habilidades militares

La cadena británica de televisión Sky News develó imágenes de la base en la que vivirá el príncipe William a lo largo de sus seis semanas en las Islas Malvinas.

La cadena inglesa tuvo acceso a los lugares en los que pasará sus días el esposo de Kate Middleton junto a otros 140 oficiales. Su habitación mide 3,65 por 2,43 metros y, como cualquier otro funcionario desplegado sin su esposa o familia, compartirá el cuarto de baño.

Desayunará, almorzará y cenará en el comedor de oficiales recién pintado, que tiene catorce mesas con 10 asientos. El menú será carne asada todos los días. Al lado, habrá una habitación de ambiente más relajado, con sillones de cuero cómodos, acceso a internet por wi-fi y todos los diarios.

Sin embargo, el príncipe William no tendrá mucho tiempo para dispersarse, dado que las tareas vitales que deberá cumplir necesitarán de su predisposición durante las 24 horas del día. El trabajo de búsqueda y rescate será una prueba clave para sus habilidades de vuelo en condiciones climáticas muy cambiantes.

Comentarios