Economía informal

Venta callejera: creció un 29% en el país, en San Juan no pero hay reclamos puntuales

Desde la cámara local de comerciantes se quejan de puestos ilegales que además de perjudicar a quienes pagan impuestos, dan una mala imagen de la provincia.
jueves, 14 de enero de 2016 · 19:30

La Cámara Argentina de Comercio difundió su informe anual sobre el comercio callejero. Allí dice que a nivel nacional creció 29,1%, comparando la situación del último trimestre de 2015 respecto a igual trimestre de 2014.

En la provincia, el titular de la cámara local, Hermes Rodríguez, dijo a Tiempo de San Juan que "aquí los problemas de venta callejera no pasan por un aumento puesto que no lo hubo, aunque sí hay reclamos de puestos ilegales específicos que dañan la economía de los comerciantes registrados y de paso afean la imagen de la provincia, especialmente de cara al turismo”.

Rodríguez explicó que "desde hace alrededor de cuatros años, los vendedores callejeros fueron agrupados en las llamadas ferias persas” (una en Laprida y Rioja y la restante en Rioja y Libertador). "Allí no pagan alquiler pero sí impuestos y de esta manera se les facilita el comercio y el oficio como una forma honesta de ganarse la vida”, agregó.

Sin embargo, el comerciante aprovechó la coyuntura del tema para expresar la disconformidad de la cámara local con ciertos puestos ilegales que están a la vista de todo el mundo pero que las autoridades no se encargan de tomar cartas en el asunto.

Puntualmente, Rodríguez se refirió a casos como el de "un puesto de tortitas y café que funciona desde hace años al lado del reloj de la Plaza España, una atracción turística de la ciudad Capital y que además está situada prácticamente frente a la Legislatura Provincial”.

"Estoy seguro que la persona al frente de este puesto debe vender más tortitas y semitas que cualquier café o kiosco en el centro –dijo el comerciante-, y nunca pagó un centavo de impuestos como lo hacemos cientos de trabajadores inscriptos como nosotros”.

El otro caso insignia según Rodríguez es el de un vendedor ambulante de sandwichs de milanesa en la mismísima Terminal de Omnibus, la entrada principal del turismo a la provincia.

"¿Qué le parece llegar a San Juan, bajarse del micro y que le planten un sanguche de milanesa en la cara? –cuestionó retóricamente el comerciante-. Creo que las autoridades correspondientes deben actuar al menos sobre estos casos que en mi opinión dejan bastante que desear de cara a la actividad turística de la ciudad”.

Rodríguez acotó que además de que la Capital tiene prácticamente controlada la venta ilegal callejera, "los vendedores ambulantes que no hallaron sitio en la ciudad se trasladaron a departamentos como Rawson y Caucete, donde los controles son menos rigurosos”.

El informe de la Cámara Argentina de Comercio:

El paisaje de vendedores ofreciendo sus productos en la calle, ya sea en puestos improvisados o sobre mantas, es un fenómeno económico con ramificaciones en varios sentidos: representa una parte importante de la actividad económica informal, ajena a cualquier control legal e impositivo, afecta al comercio formal justamente por la competencia deseal entre quien paga y quien no paga impuestos.

 

Pero, también hay que decirlo, es fuente de trabajo para miles de personas que no tienen posibilidades de incorporarse al mercado formal.

 

Detrás de este fenómeno, hay cifras. Hoy, la Cámara Argentina de Comercio difundio su informe anual sobre el comercio callejeron. Allí dice que a nivel nacional creció 29,1%, comparando la situación del último trimestre de 2015 respecto a igual trimestre de 2014

 

El informe dice que "en el cuarto trimestre de 2015, la venta ilegal callejera a nivel nacional –medida a partir de la cantidad de puestos observados– registró una suba interanual de 29,1%"

Los datos se desprenden del "Informe de Venta Ilegal Callejera en la República Argentina" elaborado por la Cámara Argentina de Comercio, y que cubre lo que se puede observar en estas ciudades: Buenos Aires, Rosario, Salta, Neuquén, Posadas, Mendoza, Paraná, Santa Fe y San Miguel de Tucumán.

 

La suba interanual estuvo explicada por aumentos en Buenos Aires (6,4%); Salta (6%); Neuquén (26,7%); y Tucumán (528,9%) parcialmente compensados por los comportamientos de las demás ciudades consideradas, que registraron bajas o permanecieron sin cambios.

 

Efectuando un análisis por rubros de los puestos de venta ilegal callejera, se encuentra que Alimentos y bebidas; Indumentaria y calzado; Óptica, fotografía, relojería y joyería; y Juguetería y esparcimiento ocuparon las primeras posiciones entre los rubros más comercializados. Alimentos y bebidas ocupó la primera posición en Posadas (57,8%) y Santa Fe (45%). Indumentaria y calzado ocupó el primer puesto en Buenos Aires (43,4%); Rosario (29,9%); Salta (51,7%) y Tucumán (27,7%).

 

Óptica, fotografía, relojería y joyería, en tanto, ocupó la primera posición en Neuquén (25,3%). En Paraná el primer puesto fue compartido por Indumentaria y calzado y Juguetería y esparcimiento, con un 23,7% cada uno. En Mendoza, en tanto, el primer puesto fue compartido por Óptica, fotografía, relojería y joyería; e Indumentaria y calzado, cada uno con 50%.

Valorar noticia

Comentarios