Muerte de Maradona

Idolatría, vigilia y llanto desconsolado: la tremenda historia detrás del sanjuanino que fue viral

Martín estaba trabajando cuando recibió la noticia del Diego. De inmediato agarró su mochila y unos puchos, y partió hacia la Casa Rosada para darle el último adiós. Horas más tardes su imagen recorrió todo el país. Emocionante.
viernes, 27 de noviembre de 2020 · 18:43

"Fue muy impactante lo que pasó. Apenas salí de la Casa Rosada me senté en las escaleras y me prendí un cigarro. Y me quebré, me emocioné. Estaba en shock". Martín recuerda los minutos fugaces que vivió entre que entró a despedir a Diego Maradona y salió, con un nudo en la garganta y ganas de abrazar a cualquier desconocido. El sanjuanino, radicado en Buenos Aires desde hace 10 años, fue uno de los miles de fanáticos que este jueves despidió al astro futbolístico en el Salón de los Patriotas Latinoamericano. Fue una larga vigilia y un llanto desconsolado que, sin imaginarlo, horas más tardes emocionó al país. 

No fueron -ni lo son ni lo serán- días fáciles para Martín Vera, un muchacho de 37 años que ejerce como licenciado en Diseño y Comunicación Visual y siente el fútbol como la gran masa argentina. Es hincha de Sportivo Desamparados, lo lleva en la piel de hecho, y admirador, desde que tiene uso de razón, de Maradona. Un amor infinito, que no morirá jamás. "Me enteré de la noticia cuando estaba laburando. Me pegó muy fuerte, sentí mucha tristeza", expresa Martín desde la gran ciudad. 

La muerte de "Pelusa", informada el miércoles al mediodía, fue un verdadero mazazo para el ambiente futbolero, para propios y ajenos, para el mundo entero. Para Martín fue un golpe directo al corazón. "Me fui en la madrugada a la plaza, a la vigilia, a esperar a que llevaran el cajón. Estuvimos ahí y fue realmente impactante. Mucha gente llorando, cantando las canciones de fútbol. Era un clima denso, triste. Caras largas, pero a la vez festejando al Diego. Nunca vi algo así", dice. 

El sanjuanino cuenta que pasó muchas horas en la cola de ingreso a la Casa Rosada. Entre cánticos futboleros, dice que también había abrazos y lágrimas. "La gente lloraba y te terminabas abrazando con personas que no conocías. Todos estábamos unidos en el mismo dolor y tristeza. Todos estamos mal, seguiremos mal. Esto nos llegó a todos los argentinos", agrega. 

Cuando le tocó entrar a la Casa Rosada fue la misma historia, aún más dramática y conmovedora. "Fue un lapso muy breve. Entré, vi el féretro y salí. No tomé ninguna foto por extremo respeto. Sí vi muchas ofrendas, fue un momento muy shockeante", relata. Y sigue: "Cuando salgo, me siento en las escaleras y me quebré. Me emocioné. Un chico que estaba ahí, a quien no conocía, me abrazó. Fue un momento muy emotivo. Dentro de todo lo triste fue un momento hermoso y emotivo". 

El desconsuelo de Martín, el sanjuanino que lloró a Maradona en La Rosada (Foto Infobae)

Para Martín será un día que quedará grabado por siempre. Para él y la humanidad. "Es nuestro máximo ídolo en el fútbol, además tiene la carga extra de ser un superhéroe. Fue el más humano de los dioses", cierra.

 

Comentarios