superliga

San Martín perdió y le prende velas a los punteros

Lo ganaba 1 a 0 pero Argentinos lo dio vuelta y le arruinó la tarde en Concepción. Tras el triunfo de Racing ante Belgrano, espera una victoria de Defensa ante Patronato.
sábado, 16 de marzo de 2019 · 19:42

En Concepción, San Martín tuvo una jornada para el olvido. Empezó ganando y gustando, pero sobre el final del primer tiempo empezó a ser el de los últimos partidos: desordenado, falto de ideas y de juego. Así Argentinos se aprovechó de un desolado Verdinegro, le dio vuelta el resultado y terminó ganando 3 a 2. El conjunto sanjuanino ahora necesita de los punteros para seguir esperanzado en mantener la categoría.

El partido comenzó 17.45, con un marco de público espectacular. La popular, colmada. Globos, papelitos y mucho aliento para un equipo que disputaba la primera de las tres finales para seguir en Primera. Enfrente Argentinos, que llegaba penúltimo en la tabla de posiciones y con Claudio Paul Spinelli, aquel delantero que saltó a la fama en San Juan y se fue en medio de un escándalo con los dirigentes, entre los suplentes.

Movedizo, aguerrido y ofensivo. Así es como arrancó San Martín los primeros minutos de juego y a los 4 minutos aquellas cualidades ya daban los primeros resultados: un centro y gol de Mattia, que encontró la pelota en el área rival y no la desaprovechó. Fueron 20 minutos de dominio puro hasta que llegó el gol del pibe Mac Allister, tras una asistencia de Batallini. Desde entonces el local perdió el control de la pelota: sobre el final, Dening fue lo mejorcito con dos jugadas individuales a lo Messi que casi terminaron en gol.

En el complemento San Martín se mostró totalmente deslucido, sobre todo en defensa. Forestello apostó a dos cambios en ataque -ingresaron Osorio y Bravo en lugar de Castillejos y Dening- y después metió a Solís en lugar de Mosca, quien otra vez quedó en deuda con la camiseta. Sin embargo Argentinos se le vino con todo y lo “liquidó” con tantos de Batallini y Mac Allister.

A 15 minutos del final la “Rata” Bravo pudo descontar, brindando un poco de calma cuando el estadio ardía y los hinchas pedían que “se vayan todos, que no quede ni uno solo”.

San Martín, desorientado, fue a buscar el empate sobre el final. No lo consiguió y sumó una derrota que duele y da bronca. Ahora le prende velas a Racing y Defensa y Justicia que juegan con Belgrano y Patronato y de ganar le darán respiro al equipo de Forestello.  

 

Comentarios