Australia le ganó a Gales y es capo del Grupo A

sábado, 10 de octubre de 2015 · 19:01

Australia superó a Gales por 15-6 en Twickenham, en el encuentro que definió las posiciones del Grupo A de la RWC 2015, y quedó en la cima. El triunfo de los Wallabies se construyó en base a una férrea defensa y a la efectividad de su apertura Bernard Foley, que sumó todos los puntos de su equipo.

Fueron 80 minutos en los que las defensas prevalecieron sobre los ataques. Fundamentalmente, los dos complicaron a su oponente en el punto de encuentro y dificultaron la continuidad de los sistemas ofensivos, aunque eso no quitó intensidad ni emociones.

Gales dominó los primeros 15 minutos y obtuvo una ventaja inicial por 3-0 tras un penal que Dan Biggar cambió por puntos. Sin embargo, Australia empezó a emparejar las acciones a partir de la fortaleza de su scrum y de las reiteradas infracciones que forzó del rival.


Entonces llegaron tres penales de Bernard Foley -figura siete días atrás con 28 puntos en el mismo escenario ante los anfitriones-, que acertó sus primeros tres intentos a los postes para darle nueve puntos a su equipo a los 24’, 30’ y 36’ minutos.

En el medio, Biggar había logrado un transitorio 6-6 y a los 39’ desperdició la chance igualar otra vez con un envío que se fue desviado; asimismo, a los 40’, Matt Giteau se quedó corto en un intento desde mitad de cancha. Entonces, al término de una primera etapa sin tries, los australianos ganaban 9-6 y el final era abierto.

De la asfixia al triunfo

El complemento comenzó como habían concluido los 40 minutos iniciales: con infracciones de Gales y Foley implacable. En este caso, una acción de juego sucio de Faletau le permitió acertar frente a los postes y estirar la diferencia a 12-6, a los 11’.

Después, Gales se adueñó de la pelota y acorraló a Australia, que pasó más de 15 minutos en extrema defensa. En el primer intento, el medio scrum Genia vio la amarilla y, a continuación, lo hizo el segunda línea Dean Mumm. Entonces, los Wallabies jugaron con 13 y los europeos tuvieron dos ocasiones para cambiar el partido.


Primero, Faletau pareció apoyar pero, vía TMO, el árbitro Craig Joubert notó que la pelota se le cayó en el último movimiento. Después, George North metió toda su potencia en el ingoal australiano pero la pelota quedó arriba de un defensor.

Los Wallabies salieron de ese largo asedio recién cuando Ashley-Cooper forzó un penal del ataque luego de asfixiar una maniobra de los backs galeses. Cuando eso sucedió, Australia llevaba 117 tackles y su rival apenas 46, todo un símbolo del desarrollo.

Tras el reordenamiento del juego, el conjunto de Cheika volvió a posicionarse y Foley, con su quinto penal a los 32’ (falló uno después), puso el 15-6 definitivo para cerrar el partido y quedarse con el Grupo A.

 

El ganador se medirá en la siguiente instancia con Escocia, segundo del Grupo B, el domingo 18 de octubre; en tanto, el perdedor jugará con Sudáfrica, primero del Grupo B, el sábado 17 de octubre. Ambos encuentros serán en Twickenham.

 


 

Comentarios