Iniciativa municipal

Quieren convertir el Hotel de Barreal en un Museo del Cruce

El intendente Robert Garcés es uno de los impulsores de la iniciativa, que aún no recibe la bendición final. Gigantografías y objetos históricos serán algunos de los elementos que se exhibirían en el lugar. Por Natalia Caballero.
domingo, 8 de julio de 2012 · 10:03

Por Natalia Caballero

Primero se dijo que se iba a concesionar en el 2009. Luego, que no se podía porque no está claro si el Estado es el propietario legítimo de las instalaciones. Una historia de idas y vueltas que podría tener un final feliz si el Gobierno Provincial le da el sí a una iniciativa municipal. El protagonista es el hotel de Barreal, al que el intendente Robert Garcés  quiere convertir en un Museo del Cruce Sanmartiniano.

“Queremos hacer un museo en ese predio. La idea es que la gente del pueblo y los turistas puedan conocer que por allí pasó la columna del General José de San Martín para liberar gran parte de América del Sur. Con la construcción de un museo reafirmamos la historia local y a su vez promocionamos el Cruce de Los Andes como un evento turístico de gran envergadura”, dijo enfático el jefe departamental.

Aunque no hay detalles de cómo sería el espacio, Tiempo de San Juan pudo acceder a algunos datos. El ingreso al lugar tendrá gigantografías de las distintas ediciones del Cruce. Adentro se colocarán elementos  tales como espadas, banderas de batalla, uniformes y fragmentos de las cartas de San Martín. Lo que se buscará es que cada persona que entre al museo salga con un conocimiento más integral sobre la epopeya libertadora.

El objetivo es contratar también a historiadores que instruyan a los guías sobre el Cruce, no sólo con datos de la historia formal, que salen publicados en todos los manuales de historia, sino también con detalles más finos, que entretengan al público. Edgardo Mendoza sería la persona que tienen en mente desde la Municipalidad, un profesional que sabe tanto sobre el tema que llegó hasta a escribir un libro: “San Martín y el Cruce de Los Andes”.

Otra de las ideas que anda dando vueltas en la cabeza de las autoridades municipales implica la creación de una sala interactiva, que incluya una sala de videos  donde la gente pueda ser partícipe de un juego de preguntas y respuestas sobre el Cruce.

La iniciativa es novedosa, pero por ahora es sólo un proyecto, que ya llegó a oídos del gobernador José Luis Gioja, según confirmó el propio intendente. “Le comenté al gobernador sobre esta posibilidad y nos dijo que era muy buena”, resaltó Garcés.  A pesar de que en Casa de Gobierno se sabe sobre la iniciativa, no hubo ninguna novedad al respecto.

Uno de los principales problemas que existen para llevar a la realidad este proyecto es que aún desde el Ministerio de Turismo no se tomó una decisión sobre cuál va a ser el destino que se le va a dar al Hotel de Barreal. Oficialmente sigue en pie la posibilidad de licitarlo para repararlo y ponerlo en funcionamiento. Sin embargo, desde que se anunció la posible concesión, en el 2009, no se registró ninguna buena nueva.

El financiamiento no es un inconveniente que frene a los calingastinos porque si bien, los números que se manejan en término de coparticipación no son altos, si hay amplias posibilidades de usar recursos mineros. Con un poco de ayuda extra de la provincia, el proyecto podría ser una realidad no muy lejana.

La base está, solo resta un sí definitivo que le dé el empujoncito final a un proyecto que le cambiaría la cara de por vida al mítico Hotel de Barreal. “Si en algún lugar de la provincia se tiene que construir un museo en honor al Cruce, ese lugar es Calingasta”, remató el intendente.

Un poco de historia

El hotel se construyó en 1948 como un casino de oficiales del Ejército y en 1983 el gobierno bloquista se hizo cargo de la administración del edificio. A principios de la década del ´90, se concesionó a un empresario. En el 2007, la provincia lo recuperó. En un principio, se dijo que se iba a construir un casino al lado, pero esta iniciativa tuvo desde un principio la oposición de los vecinos de Barreal. La última opción oficial que se barajó fue la posibilidad de licitarlo, para concesionarlo a un privado. Desde el Ministerio de Turismo dicen que los pliegos licitatorios se encuentran en fase de análisis.

Más info

Además de convertir el hotel barrealino en un museo, la idea va más allá. Es que si el proyecto recibe el beneplácito oficial, quieren usar parte del edificio para que funcione allí un Centro Cultural que abarque una escuela de música y de arte, destinado a los jóvenes y niños del departamento, que no tienen un espacio de tales características.

Incluso, el anhelo implica la construcción de un centro de convenciones atrás del hotel. “En Calingasta son cada vez más los eventos que se realizan y no hay un lugar específico que sirva de sala de reuniones. Con el auge de la minería, se hace necesaria la edificación de una centro de convenciones”; concluyó el Secretario de Gobierno de la comuna, Jorge Castañeda.

Comentarios

Otras Noticias