‘LatinoamericaSonrie’

De San Juan a México arreglando sonrisas

El odontólogo sanjuanino José Maximiliano Alberghini y su colega -y pareja- Marianela Pérez Bustamante llevan más de un año y cuatro meses viajando y enseñando gratuitamente salud bucal a niños y adultos de América del Sur y Central. Por Jorge Balmaceda Bucci.
Anterior Proximo
De San Juan a México arreglando sonrisas
Países visitados.
De San Juan a México arreglando sonrisas
Nenucho, el Mimado.
domingo, 19 de mayo de 2013 · 11:46:00 a.m.


Esta es la historia de un sueño que lleva 492 días convirtiéndose en realidad segundo a segundo, día a día. Y aún le queda un tiempito para terminar. El sanjuanino José Maximiliano Alberghini y su novia platense Marianela Pérez Bustamante no pueden precisar cronológicamente cuándo nació la idea -porque fueron muchas las charlas que intervinieron en su gestación-, pero sí recuerdan, como si fuera hoy, aquel 11 de enero de 2012 cuando pusieron en marcha Nenucho –el jeep modelo 69 (ver recuadro)- y dieron comienzo a la gran aventura de su vida, a su gran y compartida ilusión: recorrer Latinoamérica educando en salud bucal y, al mismo tiempo, empapándose de todas las riquezas culturales que aparecieran por el camino.

“LatinoamericaSonríe” es el nombre que le dieron a esta curiosa y pintoresca travesía, que iniciaron aquella jornada veraniega de San Juan y que hoy los encuentra en Veracruz (Golfo de México). Aproximadamente son 3500 los pequeños y adultos que, de momento, han recibidos los consejos de Maxi y Mari. Los “odontolocos” –apodo que se han ganado a lo largo de esta admirable movida- aseguran que no usan guardapolvos ni definen como pacientes a las personas que visitan para generar una relación más cercana.

La presentación de su proyecto, totalmente independiente de entidades gubernamentales, encuentra a su paso diferentes reacciones, pero en general los lugareños responden con cariño a esta apuesta gratuita y desinteresada. “Nos dicen muchas cosas, no es común que la gente deje todo para un sueño así. Cuando conocen la historia algunas personas reaccionan sorprendidas o sin comprender tal vez el porqué lo hacemos. Muchos con sueños similares se envalentonan y se convencen de que si se quiere, se puede. Latinoamérica es grande y unida, solo nos separan las fronteras”, comentan los protagonistas.

Maxi, que se recibió de odontólogo en diciembre de 2008 en la Universidad Nacional Córdoba, y Mari, que lo hizo un año más tarde en el mismo centro académico, no tuvieron problemas en comentar de dónde sacan los recursos para afrontar semejante viaje: “Es una de las preguntas que más nos hacen. Para realizar este viaje trabajamos incesantemente dos años seguidos, muchas horas por día, ahorrando lo que más podíamos. Ese dinero se destino a esto. Además, alquilamos nuestro departamento y eso brinda una entrada fija por mes. Cabe destacar que no estamos de vacaciones, no visitamos hoteles de lujo, no comemos afuera en restaurants y no salimos a bailar. Este es un viaje social y comprometido. Nuestra labor es llevar a niños y grandes de Latinoamérica lo que hemos aprendido y conocer diferentes sitios, costumbres y personas. Por ende los gastos no son los que muchas personas pueden imaginarse”.

El reparto de las funciones, dentro del amplio mundo que plantea la convivencia, es algo que los chicos tienen más que definido. Maxi es el “piloto oficial” y el encargado de limpiar los platos después de que Mari cocine. “Somos organizados, pero a su vez nos ayudamos y acompañamos mucho”, comenta la platense.

A la hora de dormir, el destino cambia de ciudad en ciudad: “A veces tenemos ya un contacto que nos hospeda y otras llegamos a la ciudad y buscamos cuartos dentro de lo más económico o algún camping. Hemos tenido suerte también y muchos buenos “hostels” nos han recibido gratuitamente a cambio de publicidad en nuestra web o porque sencillamente se interesaron con el viaje y quieren darnos una alegría. Si nada de lo anterior resulta, dormimos en una estación de servicio, ya sea en la carpa o dentro del jeep”.

El apoyo de sus familias ha ido creciendo desde que recibieron la noticia del periplo que iban a realizar. “Algunos desde el comienzo se sintieron orgullosos y nos ayudaron en todo lo que se podía, otros solo se rieron, no creían que el jeep fuera a aguantar. Pensaban que en algún momento desistiríamos de la idea, pero pasó el tiempo y nuestra determinación seguía intacta.

A medida que veían los preparativos comenzaron a entender la magnitud del proyecto y a ayudarnos y apoyarnos con lo que se necesitaba”, comentó Mari, quien, al igual que su chico, hace uso de las herramientas de internet –Skype, Facebook, etc- para comunicarse con sus seres queridos.

El boceto original del recorrido estipulaba ida y vuelta a bordo del Jeep, pero por diferentes motivos personales y no personales han decidido volver vía aérea. El colorido vehículo, cuando llegue el día de pegar la vuelta al país –calculada para el mes próximo-, lo embarcarán desde México a Buenos Aires y desde la capital argentina emprenderán, otra vez con “Nenucho” como aliado, el tramo final de regreso a San Juan –estimado en julio-. “En total habremos recorrido en el viaje un poco más de 23.000 kilómetros”, comentó Maxi.

Dos anécdotas de mil
Mil y una anécdotas han compartido Alberghini y Pérez Bustamante desde el comienzo de ‘LatinoamericaSonrie’. Pero hay dos que han sacado billete a la eternidad en sus memorias. “Un momento que nunca vamos a olvidar es el cruce de San Juan a Chile por el Paso de Agua Negra. Fue el bautismo del jeep y no sabíamos que pasaría. Arriba nevaba, había poco oxígeno y el jeep se ahogaba. Íbamos a 15km/hs, pero subió. Fue un momento único para nosotros y la culminación de la vida cotidiana para hacer algo que marcaría nuestra vida para siempre”, comentó Maxi.

Otra experiencia inolvidable y muy linda, según afirmó Mari, fue en Ecuador. “Estábamos en la provincia de Riobamba, en donde trabajamos con una ONG, la cual se encargaba de comunidades rurales alejadas de la ciudad. Uno de los días de trabajo nos tocó andar en una camioneta 4x4 durante dos horas y media, por caminos de montaña a 4.000 metros de altura, y al llegar a la escuela había aproximadamente 15 chicos esperándonos. Estaban con sus caritas sucias, sus cachetes quemados por el sol de la altura y de mascotas tenían chanchos.  En una semana de trabajo vimos aproximadamente a 650 chicos de escuelitas campesinas de montaña. Fue algo hermoso e inolvidable”.

FRASES
María: “Proyectos hay muchos, pero creemos que el más importante a nivel profesional, después de terminar el viaje, es el de montar la Fundación LATINOAMERICASONRIE”

Maxi: “Creemos en nuestra profesión como preventiva y social ante todo, y no como curativa e individualista”

LA TRAVESÍA ONLINE
www.latinoamericasonrie.org

EL EQUIPAJE

Box1: Repuestos del jeep (es un auto nacional y los repuestos no se consiguen en otro país).

Box2: Libros, medicamentos y artículos varios.

Box3: Ropa de los dos (aclaramos que no es mucha).

Parrilla del Jeep: Un “valijón” donde guardamos carpa, sillas, colchonetas, etc.

FICHAS PERSONALES
Nombre completo: Marianela Pérez Bustamante.
Edad: 29 años.
Profesión: Odontóloga.
Hobby: Lectora compulsiva de todo tipo de libros desde novelas historias, política, trabajo social, diferentes tramas. En fin cualquier libro que llegue a mis manos.

Nombre completo: José Maximiliano Alberghini.
Edad: 29 años.
Profesión: Odontólogo.
Hobby: Las artes plásticas y la música son mis carreras frustradas. Me gusta todo lo que esté relacionado con la creatividad, tocar un instrumento o escuchar música. La lectura  también me gusta.

NENUCHO, EL MIMADO
“Nenucho” es el vehículo oficial de “LatinoamericaSonrie”. Es un Jeep IKA cien por ciento nacional nacido, en 1969, en Córdoba. Allí lo compró el albardonero Leonardo Marcuzzi, más conocido por “Nenucho” –de ahí sacó su nombre el vehículo-. Aproximadamente 35 años más tarde, después de cuidarlo celosamente, Marcuzzi le cedió la “criatura” a su yerno Luis, quien también lo mantuvo entre mimos mientras fue su dueño. Corría el año 2010 cuando las circunstancias provocaron  que el jeep cayera en manos de Maximiliano. El encuentro fue mágico y desde entonces sus vidas, y también la de Mari, se escriben juntas por los caminos de San Juan y América Latina.

PAÍSES VISITADOS

ARGENTINA
CHILE
BOLIVIA
PERU
ECUADOR
COLOMBIA
PANAMA
COSTA RICA
NICARAGUA
HUNDURAS
GUATEMALA
BELICE
CUBA (sin el vehículo)
MEXICO
(URUGUAY, PARAGUAY, BRASIL Y VENEZUELA QUEDAN PENDIENTES PARA OTRO VIAJE)

Comentarios (0)